Búsqueda personalizada

viernes, 1 de abril de 2011

Silent Hill, la película.

Ficha:

Director: Christophe Gans.
Intérpretes: Radha Mitchell, Sean Bean, Laurie Holden, Deborah Kara Unger, Kim Coates, Tanya Allen, Alice Krige, Jodelle Ferland.
Título en VO: Silent Hill. País: Canadá, Francia. Año: 2006. Estreno: 28-07-2006.
Duración: 125 min. Género: Terror.


Historia:

Desde hace años la hija de Rose tiene terribles pesadillas en las que aparece el siniestro pueblo de Silent Hill como escenario. Para descubrir la verdad, madre e hija viajan hasta allí. Antes de llegar tienen una accidente de coche y la niña desaparece. Rose deberá buscar a su hija a lo largo de este demoniaco pueblo mientras intenta conservar la vida y la cordura.

Opinión:

Las adaptaciones de videojuegos a la gran pantalla tienen el denominador común de ser malas en el 90 % de los casos. Solo tenemos que recordar por ejemplo Supermario Bros o Steet Fighter para comprobarlo. Pero de entre toda esta mediocridad hay algunas que se salvan como es el caso de Resident Evil (la primera) o esta de Silent Hill, al menos en parte.

La primera mitad de la película esta francamente bien y realmente consigue capturar el espíritu del videojuego. Tenemos a la madre protagonista recorriendo el desolado pueblo de Silent Hill, cubierto por una impenetrable niebla que no deja ver casi nada, exactamente igual que en el juego. Luego se produce la transformación y el pueblo se convierte en una pesadilla viviente poblada por seres del averno. Toda esta parte me encantó y seguramente sea una de las mejores adaptaciones a la gran pantalla de un videojuego.

El problema para mi esta en la segunda parte de la historia, más o menos después del pasaje del hotel, cuando empiezan a aparecen nuevos personajes y se introduce todo el tema de la religión y el fanatismo. A partir de aquí la película pierde bastante y se me hizo más aburrida. Si todo esto se hubiera acortado creo que el conjunto habría sido mucho más redondo.


En lo referente a los efectos especiales decir que son bastante buenos. Las criaturas son muy parecidas a las del juego. Seres sin una forma definida que despiertan en el espectador una sensación de temor y asco. La transformación del pueblo es bastante espectacular y esta muy conseguida, llegando a meter el miedo en más de un momento. La película juega en todo momento, como el juego, con el temor que produce lo desconocido y la oscuridad. Por ello las criaturas no son especialmente destacables pero por el contrario la ambientación si que lo es.

Entre el reparto hay un par de caras conocidas. El papel de la angustiada madre es interpretado por Radha Mitchell a la que ya vimos en Pitch Black o en la comedia/drama de Woody Allen Melinda Melinda. Acompañandola tenemos a Sean Bean o Laurie Haulden, esta última bastante popular en los últimos meses tras su papel en Los muertos vivientes. El peor de todos casi es Sean Bean ya que sus escenas cortan la tensión de lo sucedido en el pueblo, aunque de esto no tiene la culpa.

Silent Hill no llega a ser una película brillante pero tiene momentos bastante bueno. Si hubiera seguido la línea marcada al comienzo podríamos estar hablando de la mejor adaptación de un videojuego al cine, pero con la floja segunda parte hace que se quede en una película más. Entretenida y para pasar el rato. Espero que la secuela anunciada para el año que vien termine de cuajar por completo y no se quede a medio camino como esta.