Búsqueda personalizada

viernes, 20 de marzo de 2015

Kingsman: servicio secreto de Matthew Vaughn.

Ficha:
 
Dirección: Matthew Vaughn.
Reparto: Samuel L. Jackson, Colin Firth, Mark Hamill, Mark Strong, Michael Caine y Jack Davenport.
Título en V.O.: Kingsman: The Secret Service. Nacionalidades: UK y USA.
Año: 2015. Fecha de estreno: 27-02-2015.
Duración: 129 min. Género: Acción, espías y comedia.


Historia:

Gary es un chico londinense que no tiene muchas aspiraciones en la vida. Su padre murió cuando él era muy joven y su madre se ha juntado con un desgraciado que no hace más que darle palizas. Afortunadamente para él todo esto cambiara cuando se cruce en su camino Harry Hart, un agente secreto que abrirá un mundo nuevo de posibilidades.

Opinión:

Por fin llega a los cines la adaptación del cómic Secret Service de Mark Millar y Dave Gibbons. Ultimamente casi todos los cómics de Millar están enfocados a su posible adaptación cinematográfica y parece que no le esta dando malos resultados. Kick Ass fue una película de presupuesto bastante bajo pero que dio unos beneficios cuantiosos. Ahora llega la adaptación de Secret service que, al igual que Kick Ass, cuenta con Matthew Vaughn como director.

Ya comenté hace tiempo el cómic original, me pareció aburrido y sin gracia. Cuando vi los trailers la verdad es que no me llamaba mucho la atención esta película. Pero hay algo con lo que no contaba, la dirección de Matthew Vaughn. Este director inglés, que también participó en el guión del cómic, ha demostrado en sobradas ocasiones que es capaz de sorprender a los espectadores y darles un espectáculo más que digno. En Kingsman vuelve a hacerlo y hace una película infinitamente superior al cómic original.


La idea de base de la historia es hacer que un chaval que vive en un barrio problemático de Londres se convierta en uno de los mejores agentes secretos de la organización Kingsman. Esto y un par de momentos concretos es lo único que tienen en común el cómic y la película. Vaughn coge lo mejor del cómic, que es poquito, y le añade unos personajes e historia diferentes. Donde Millar solo esbozaba una idea Vaughn la desarrolla, además de que es infinitamente más graciosa la película que el cómic.

Pero no todo son alabanzas para el director, gran parte del éxito de la cinta se debe a su reparto. Colin Firth, Samuel L. Jackson, Michael Caine y Mark Strong son los rostros conocidos en los que se apoya la historia de Kingsman. Todos ellos tienen su momento para lucirse y hacen grandes interpretaciones. Destacar a Mark Strong que en un principio parece tener un rol más secundario pero es uno de los elementos clave del final. Incluso sale Mark Hamill en un pequeño cameo, eso si muy diferente al visto en el cómic.


 
Uno de los mejores aspectos del cómic, y que aquí por fortuna ha sido rescatado, es mostrar las diferencias sociales entre el protagonista y el resto de aspirantes a agentes. El protagonista viene de una zona de clase baja de Londres y su educación es completamente diferente a la del resto, que pertenecen a la alta sociedad. Esta diferencia de clases da lugar a algunos de los mejores chistes y a situaciones bastante buenas. Esta parte destaca especialmente por el trabajo del joven Taron Egerton que lleva sin problemas el peso de la película.

Más o menos desde el principio la película es un desmadre, pero algo contenido. Todo esto finalmente salta por los aires en la última media hora, en concreto desde que suena Free Bird en la escena más impactante del film. Desde ese momento y hasta el final el desmadre, y la diversión, alcanzan sus cotas más altas.

Kingsman es una película más que recomendable con la que pasar un rato de risas y cachondeo. No esperes otra cosa. Si has leído el cómic olvídate de él que la película es completamente diferente y mucho mejor. Ninguna película que empiece con el Money for nothing de los Dire Straits puede ser aburrida.