Búsqueda personalizada

lunes, 8 de abril de 2013

Sobre la sexualidad de Dredd y las mujeres.


En las últimas semanas el Juez Dredd ha salido en dos artículos del periódico inglés The Guardian. La primera vez fue a finales de enero a raíz de la historia protagonizada por este personaje en el Prog número 1817. En la previa de dicho número veíamos a Dredd en un bar gay deteniendo a un tipo para finalmente acabar besándose con él. La imagen llamó bastante la atención del público y estoy seguro de que ese prog tuvo unas ventas superiores a la media.

Vi comentarios de gente que decían que eso era imposible, que Dredd no podía ser gay. La verdad es que a mi me habría sorprendido lo mismo si saliera besándose con una chica. Dredd es un personaje con una ideología totalmente cuadriculada, se dedica únicamente a defender la ley. No tiene tiempo para temas personales. A lo largo de  estos más de 35 años de publicación apenas hemos visto a Dredd haciendo algo que no este relacionado con su trabajo. Olvidaros de verle jugando partidas de poker como en Marvel o teniendo reuniones de con los amigos en plan la JLA y la JSA.

Esta fue la página que levantó la polémica.

Leída la historia en concreto del prog 1817 es una típica historia de Mega City. El guionista usa la ciudad de fondo y a Dredd como secundario (apenas sale en un par de viñetas justo al final) para contarnos la historia que podría estar ambientada en nuestro días. Vemos como un chaval gay lo ha pasado bastante mal en su adolescencia y las consecuencias que tuvo cuando se lo contó a su padre. La historia es francamente buena, esta muy bien escrita por Rob Williams ( que ha hecho sus pinitos en Marvel) y dibujada por Mike Dowling.

En la Megazine 334 aparecida este mes de marzo John Wagner, creador del personaje retoma el tema de la sexualidad de Dredd pero desde una perspectiva completamente diferente. Un ciudadano de Mega City se enamora desesperadamente de Dredd y comienza a acosarle. Como era de esperar el juez no se lo toma nada bien y el pobre enamorado sufrirá en sus carnes las consecuencias. Wagner nos deja una vez más al Dredd más tirano y sin sentimientos en una historia con el humor negro que tanto a caracterizado al personaje desde su creación. Un guión muy inspirado que en apenas diez páginas zanja la discusión sobre la posible homesexualidad de Dredd y vemos una estampida de dinosarios.


El otro artículo es de esta misma semana y trata sobre la guionista Emma Beeby. Esta mujer se ha convertido en la primera escritora que ha tenido el juez Dredd en todos estos años. De esta manera la historia del juez en el prog 1826 esta guionizada por Beeby y Gordon Rennie, autor con el que ha colaborado en otras ocasiones. De hecho ellos mismos escriben otra de las historias de la revista de la semana pasada. Ha tardado pero por fin ha aparecido una mujer en la vida de Dredd.

Si alguién le quiere echar un vistazo a los artículos aquí y aquí están los referidos al prog 1817 y aquí el de la semana pasada.

1 comentario:

Yota dijo...

Curiosones como poco.

Gran post.